Algunas efemérides del mes de marzo 2018

El sábado 3, el director espiritual del Seminario, D. Alejandro Castillo, nos dirigió el retiro espiritual en la abadía cisterciense Regina Coeli de Cóbreces. D. Alejandro nos invitó a descubrir «siete demonios alojados en nuestra casa» -como los siete demonios que Jesús expulsó de María Magdalena-: el demonio de la negación del desorden en el que podemos vivir, el demonio de buscar siempre un culpable,  el demonio del desaliento y la melancolía, el demonio del anquilosamiento en la rigidez ideológica, el demonio del escapismo de los compromisos serios, el demonio del repliegue en los asuntos privados, y el demonio del voluntarismo que margina la apertura y gratitud a Dios.

El viernes 9, en el claustro del primer piso del Seminario, con el material proporcionado por AIN, rezamos el Santo Viacrucis uniéndonos así a las víctimas de las persecuciones religiosas en todo el mundo.

180307 Via Crucis AIN

El mismo viernes 9 y el sábado 10, en distintos momentos, nos hicimos presentes en las «24 horas para el Señor», en la parroquia del Santísimo Cristo de Santander.

Del jueves 15 al sábado 16, en el Seminario, el Obispo de la diócesis francesa de Toulon-Frejus, Mons. Dominique Rey, impartió una serie de charlas sobre la nueva evangelización, dirigidas a los sacerdotes (por la mañana) y a los laicos (por la tarde) de nuestra diócesis. Si alguno esperaba recetas mágicas, se equivocó. La Nueva Evangelización pasa por el corazón de los cristianos: conversión personal y conversión pastoral.

No habrá Nueva Evangelización sin

  • un profundo amor a los hombres y mujeres de nuestro tiempo y, especialmente a los más alejados u hostiles.
  • una gran confianza en que Dios está actuando en medio de la difícil situación en que vivimos y que la última palabra será la Suya.
  • vivir una profunda comunión con toda la Iglesia y con sus pastores legítimos.
  • integrarse en pequeñas comunidades que, repartiéndose las tareas, caminen unidas en su tarea misionera.
  • una gran esperanza. El mundo no camina hacia la nada sino hacia la plenitud de Dios, por Jesucristo en el Espíritu Santo.

El jueves 15, dentro del proyecto Adorar de la parroquia de la Anunciación de Santander, el recién ordenado sacerdote, D. José María González de las Herranes Weh presidió la celebración de la Eucaristía.